h1

Reseñas de viaje. Barcelona, España. Ciudad de Barcelona. 2019. (parte 8)  

23 noviembre, 2021

 

Estimados amigos:

Uno de los lugares emblemáticos de Barcelona que pudimos visitar en 2019, durante nuestra estancia académica en esa ciudad, fue el Parque Güell, un espacio público con jardines y elementos arquitectónicos muy particulares, situado en la parte superior de la metrópoli.

Fue construido entre 1900 y 1914 e inaugurado como parque público en 1926. Sus diversas expresiones artísticas pasan por la mitología, la historia y la filosofía. El parque debe su nombre a Eusebio Güell, hombre de gran cultura, escritor, pintor y lingüista. Amigo íntimo y mecenas de Antoni Gaudí, le encargó a éste muchas de las obras efectuadas por el arquitecto modernista, sin interferir en sus decisiones artísticas.

El sitio revela la plenitud artística de Gaudí y responde a la inspiración en las formas orgánicas de la naturaleza, sumando una gran libertad creativa, a partir de cierto barroquismo. El parque fue concebido por Güell y Gaudí como un conjunto estructurado donde, entre la belleza natural, se situarían unas viviendas de alto estándar, sumado todo ello a un fuerte simbolismo natural. Aunque el lugar no prosperó como zona inmobiliaria por diversas razones, se convirtió luego en una de las manifestaciones artísticas de la mayor relevancia.    

Entre algunas vistas que reseñamos se encuentran la Casa del Guarda, situada en la entrada del parque, al lado derecho, y como su nombre lo indica, era la residencia del portero. Fue construida entre 1901-1903 y forma parte del Museo de Historia de Barcelona. Representa el estereotipo de vivienda sencilla de Gaudí. Su construcción está basada en el uso de la bóveda catalana. 

Igualmente, muy cerca del ingreso, se observa la Escalera monumental, muy colorida y llena de figuras extrañas diseñadas. Se dice que representa a los países catalanes. Entre otros elementos que la integran se aprecia una fuente con el escudo de Cataluña, una enorme salamandra y un trípode. Este espacio conduce a la Sala Hipóstila. Fue construida entre 1900 y 1903. Dividida en dos ramales, tiene 45 escalones. 

Se observa también el Pórtico de la lavandera. En general en esta zona Gaudí construyó una serie de viaductos para transitar por el parque, lo suficientemente anchos para el paso de carruajes y con unos caminos porticados por debajo para el paso de transeúntes. Los caminos tienen una longitud total de tres kilómetros. En la zona se levantaron una serie de columnas de piedra sin trabajar que simulan una ola. Uno de los contrafuertes del exterior simula una lavandera, una mujer con los enseres de dicho oficio. 

La Sala Hipóstila, pensada inicialmente como mercado de la urbanización, tiene 86 columnas que forman una enorme obra de arte, cuyo techo está basado en las técnicas de la bóveda catalana.  La estructura simula la arquitectura interior de un templo. Su área total es de 1500 m², y sirve de soporte a la plaza superior. 

Adicionalmente, el sitio denominado Gruta de la pata del elefante, el cual forma parte de un camino, se caracteriza por simular un grupo de columnas irregulares terminadas en bases llamadas “pata de elefante”. Las columnas en este espacio se asemejan a las de la cripta del monasterio de Sant Pere de Rodes, lugar de posible inspiración de Gaudí. El parque posee una serie de viaductos, como señalamos, ideados para el paso de carruajes.

Un espacio más, entre muchos otros, es la Banca ondulante en la Plaza de la naturaleza. Se trata de un banco de forma ondulada, de 110 m de longitud, recubierto de pequeñas piezas de cerámica y cristal. Esta banca gigante fue diseñada por Josep Maria Jujol entre 1910-1914. A su vez, la Plaza de la naturaleza, construida entre 1907 y 1913, es una inmensa explanada con suelo de tierra construida sobre la Sala Hipóstila. Anteriormente se la conocía como Teatro Griego o Teatro de la Naturaleza, pues su objetivo era usarse como lugar de celebración de espectáculos.

Saludos cordiales, 

Edwin Figueroa Gutarra

 

 

 

Casa del Guarda en el parque Güell 

 

 

 

Escalera monumental

 

 

 

Escalinatas del parque Güell. Escudo de Cataluña

 

 

 

Escalinatas del parque Güell. Vista de la salamandra  

 

 

 

Pórtico de la lavandera. En la vista de aprecia la escultura de una lavandera  

 

 

 

Sala Hipóstila

 

 

 

Gruta de la pata del elefante  

 

 

 

 Banca ondulante en la Plaza de la Naturaleza 

 

 

 

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

I·CONnect

Retos del constitucionalismo en el siglo XXI

La Mirada de Peitho

Retos del constitucionalismo en el siglo XXI

2018 Posts - IACL-IADC Blog

Retos del constitucionalismo en el siglo XXI

Argumentos en Derecho Laboral

Blog coordinado por Adrián Todolí

Justicia en las Américas

Blog de la Fundación para el Debido Proceso (DPLF)

Blog of the IACL, AIDC

a network of constitutionalists from countries throughout the world

Pensamientos de Derecho Constitucional

Retos del constitucionalismo en el siglo XXI

A %d blogueros les gusta esto: